sábado, 15 de octubre de 2016

Gota a Gota

Hay en ocasiones que miras la vida y crees que todo es perfecto, que a ti no te va a suceder todo aquello que dicen que pasa, que te sientes inmune y que si, tienes tus problemas pero eres consciente de que hay problemas mucho peores que los tuyos.

Pero no te das cuenta que en ese momento el vaso se va llenando sin que tu te des cuenta, hasta que de repente el vaso cae y el agua se desparrama sin saber como volver a su punto inicial. Pero es que eso ya nunca pasara, por que después de todo el vaso ya ha caído y tu, por mucho que quieras nunca mas lo podras volver a recoger, que las gotas de agua que llenaban ese baso nunca mas van a volver a sus sitio.

A mi todavía el vaso no se me ha caído, pero se que quedan pocas gotas de agua para que comience a rebosar, y no puedo ir vaciándolo, es imposible, no tiene solución.

Yo, que siempre he sido de pillar los problemas por banda, de solucionarlos con sonrisas y olvidos, de mirarlos a los ojos para acabar con ellos... Sin embargo, esta vez es diferente, solo quiero esconderme y no darme cuenta de lo que esta pasando en poco tiempo pasara, comportarme como si el problema no existiera, e intentar olvidarme de el.

Pero en el fondo se que esta ahí que tarde o temprano tendré que llevármelo por delante, y espero que mas bien sea tarde que temprano. Por que por una vez, tengo miedo de enfrentarme a el y que este pueda conmigo, por que se que ya nada será lo mismo por que faltara algo en mi vida que nunca voy a ser capaz de recuperarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario